Jorge Ramón Cuba Seutín, sospechoso del homicidio de la joven Marlene Hug, fue beneficiado por la justicia con la prisión domiciliaria, tras audiencia desarrollada en la jornada del lunes en el Palacio de Justicia de Encarnación.

El joven se encontraba detenido desde el 12 de marzo del corriente año, tras una serie de allanamientos en las cuales, además de su detención, se incautaron lo que serían evidencias que lo implican seriamente con el homicidio de la joven Marlene Hug, de 23 años, quien fue hallada tirada en la capa asfáltica camino al santuario de Itacuä, en la madrugada del 27 de enero pasado, y falleciera el 1 de febrero en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital Regional de Encarnación. Entre las evidencias, se citan la motocicleta sobre la cual presuntamente la joven fue trasladada por el sospechoso, además de calzados que parecen ser los utilizados por el sospechoso en la noche del hecho, y un casco de motocicleta.

Además a Cuba lo habían implicado algunos testigos quienes lo habrían visto con la joven sobre la motocicleta, como también desgrabaciones de circuito cerrado de televisión de un comercio cercano al lugar en el cual la mujer fue hallada inconsciente.

Tras meses de estar recluido en el Centro de Rehabilitación Social de Itapúa, la abogada Analía Brizuela, defensora de Jorge Cuba, denunció una tentativa de homicidio hacia su defendido. El hecho habría ocurrido en la segunda quincena del mes de julio en el interior del penal de Itapúa.

Ahora Cuba espera ver si será acusado o no por los fiscales Raquel Bordón y Víctor Florentín, por los supuestos hechos de Homicidio Doloso y Feminicidio.

También sigue ligado a la causa el ciudadano libanés Khaldoun Jbara, quien se entregó a la justicia el 5 de febrero pasado, y obtuvo medida alternativa el 13 de marzo, tras presentar una fuerte garantía económica superior a los 8 mil millones de guaraníes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí