Pero el que más preocupa dentro del plantel es el entrenador Miguel Angel Russo, quien por la edad que tiene está en zona de riesgo.

El ex técnico de Cerro Porteño tiene 64 años y hace dos años se rehabilitó de un cáncer de próstata, debiendo pasar por sesiones de quimioterapia.

Russo ya fue apartado de todo contacto con el club, que dispuso la suspensión de las actividades por al menos 72 horas.

Boca Juniors juega con Libertad el 17 de setiembre próximo en Asunción por la Copa Libertadores de América, en la reanudación de la competencia continental.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí