El árbitro del partido, Éber Aquino, habló de las situaciones más importantes del superclásico y contó detalles del cruce entre el portero de Olimpia Alfredo Aguilar y el delantero de Cerro Porteño Diego Churín.

El juez relató la situación y los detalles que escuchó cuando el ariete malogró el disparo y el golero salió corriendo para encararlo.

“Cuando falla Churín me percato que Aguilar que va corriendo hacia él, me acercó y me venía haciendo un gesto con los dedos”, comenzó relatando.

“Tengo dos a mi favor, algo de eso le dijo Aguilar. Me meto ahí, Churín no le dijo nada y le dije a Aguilar que se calme”, agregó.

Aquino entendió que lo que dijo el golero no fue provocativo, ni tampoco hubo un contacto físico que amerite una amonestación. De la misma forma, el árbitro entendió que el festejo de Churín tras su gol, que se sentó sobre la línea del arco de Olimpia, tampoco fue provocativo y se entendió como una “coreografía”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí