“Hay lugares en que será com­plicado como en las fronte­ras. Con lo que se vive en Bra­sil, nosotros no pensamos, ni pasa por nuestra cabeza, abrir las fronteras, ya que es el lugar donde tal vez haya más expansión del Covid-19 y eso es una gran amenaza para nuestro país. Tenemos 700 km de frontera y tenemos que entender que eso es una enorme amenaza para todo lo que venimos haciendo. Ya reforcé, militaricé las zonas más vulnerables y de mayor volumen de gente para hacer todo el esfuerzo de poder dis­minuir la posibilidad de que ingresen connacionales por el lado brasileño que no sean controlados y que no respe­ten los protocolos”, sostuvo.

Por otra parte, el mandatario calificó de positiva la primera semana de implementación de la cuarentena inteligente, resaltando que no se registra­ron acontecimientos de cir­culación del virus en la socie­dad. Resaltó también que si los resultados continúan de manera positiva, se adelanta­rán las fases para normalizar las actividades económicas.

“No tenemos un paraguayo en terapia intensiva, cuando muchos tenían la expecta­tiva de que hoy tendría­mos más de 1.000 muertos en Paraguay, no tenemos esas imágenes trágicas que vemos en los países veci­nos. Tenemos que mitigar esto, ya que no hay aún una vacuna. Nosotros siempre vamos a contar la verdad. Si tenemos buenos resultados, vamos a acelerar algunas actividades que nos están proponiendo, tenemos bue­nos números relativos, el 40% de la economía para­guaya no paró dentro de la crisis”, dijo. Las declaracio­nes del jefe de Estado sur­gieron durante su jornada de gobierno en el departa­mento de Misiones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí